Cannabis, Historia y Cultura

Cannabis y métodos de extracción: todo lo que hay que saber – Parte II

CO2 Supercrítico
El dióxido de carbono es un fluido supercrítico, eso quiere decir que pasa a su estado líquido cuando es sometido a cierta presión. Al mismo tiempo, el CO2 es una sustancia química pura que puede hallarse en la naturaleza y que no genera residuos. Por este motivo la extracción supercrítica es una técnica que ya se utiliza en las industrias alimentaria, del lavado en seco y de los suplementos de hierbas. También es un aditivo alimentario común.

El proceso de extracción mediante CO2 permite extraer los componentes sin que haya casi toxicidad; debe utilizarse un recipiente a presión con dentro cannabis, luego introducimos el CO2 supercritico y lo bombeamos a través de un filtro en el que, una vez baje la presión, el dióxido de carbono se separa del material vegetal de la planta. Sucesivamente el CO2 supercritico evapora y se disuelve en los cannabinoides.

Este proceso de extracción es muy eficaz, incluso demasiado. De hecho, se saca realmente todo del material vegetal, incluidas las ceras, los pigmentos y los fragmentos de paredes celulares. Por lo tanto, es necesario efectuar ese proceso conocido como “winterización” para obtener extractos seguros y consumibles. Dicho procedimiento consiste en mezclar con etanol la sustancia obtenida con el aparato de extracción de CO2 supercrítico, esperar a que se enfrié y efectuar un filtrado para eliminar la masa de ceras inutilizables y finalmente dejar que el etanol evapore.

El coste de los equipos necesarios para este método es bastante más elevado respecto a la extracción mediante alcohol como disolvente, pero su rendimiento es superior y se pierde menos material de calidad. Además, este método puede ser utilizado para extraer componentes específicos modificando la temperatura, la presión o el tiempo de ejecución – o más bien una combinación de estas variables.

CO2 supercrítico

Extracción con alcohol
Conocido también como aceite de cannabis, aceite de cáñamo, lágrimas de Phoenix y Rick Simpson Oil (RSO), el aceite de cannabis de la planta entera puede administrarse oralmente o aplicarse directamente sobre la piel. La via sublingual es el método de tratamiento preferido por muchos pacientes oncológicos. Utilizar dicho método es decir, a través de la membrana mucosa, es una manera práctica para medicarse y proporciona una absorción rápida y eficaz directamente en la circulación sistémica, gracias a la mayor disponibilidad de cannabinoides.

El auténtico aceite de la planta entera es obtenido de las flores de la planta de cannabis de sexo femenino e incluye muchos cannabinoides entre los que hay el THC, el CBD, el CBN y otros – a parte de terpenos y otros componentes. Al día de hoy, muchas empresas venden su propria versión de aceite Rick Simpson: algunas llevan un elevado contenido de THC, mientra que otras solo componentes no psicoactivos como el CBD.

La extracción de cannabis mediante alcohol tiene una historia de cientos de años. Los cannabinoides tienen una excelente solubilidad en tipos de alcohol como el etanol y el isopropanol, a condición de que el contenido de agua en el alcohol sea bajo. Las tinturas de cannabis hechas con etanol forman parte de la farmacopea y, antes de la prohibición, eran fáciles de obtener para tratar varios trastornos. Utilizar etanol para extraer los componentes beneficiosos de la planta de marihuana es un método que se considera mucho más seguro y más simple comparado con otros. Para obtener un extracto de este tipo solo se necesitan 3 minutos en baño del alcohol elegido.

Baño de alcohol

Rosin
En tiempos recientes el rosin ha ido adquiriendo mucha popularidad en la comunidad del cannabis terapéutico. Se trata de una forma sólida de resina que se obtiene aplicando presión y calor, generalmente con una prensa neutica de calor (o incluso una plancha de pelo si el lote es pequeño), para vaporizar los componentes terpénicos líquidos volátiles.

La técnica del rosin es rápida, sencilla y accesible; permite a todo el mundo crear hachís de alta calidad sin disolventes y en cuestión de segundos. Para empezar a hacer rosin y conseguir un producto final de buena calidad, no hacen falta tantas herramientas como ocurre con otras técnicas de extracción, sino más bien solo unos pocos instrumentos básicos.

Para hacer rosin no es necesario ningún disolvente, lo cual hace que este método sea aun mas interesante. El producto que se obtiene es muy parecido a otros extractos pero, en realidad, no se asemeja en nada, el rosin es un concentrado que se hace utilizando calor y presión en vez de los disolventes ya mencionados. Dado que no se necesitan ni solventes ni aparatos caros, su producción resulta mucho más económica. El proceso es tan simple comparado con el de las extracciones con disolvente que hasta es posible hacerlo en casa.

Con la aparición de nuevos métodos, las extracciones ya no se utilizan solo para dabear sino para muchas más cosas. Ahora se han convertido en una herramienta para crear productos a base de cáñamo, sean productos comestibles o tópicos. Los extractos también están demostrando ser valiosos en el ámbito de la investigación científica y en el del cannabis terapéutico.

Rosin

E-Liquid con altas concentraciones de CBD para el mercado europeo

Para todas aquellas personas que no quieren fumar las extracciones existen los nuevos vaporizadores electrónicos. El liquido para este tipo de aparatos debe pasar a través de muchos más procesos para que se le puedan quitar todas las grasas, ceras y otras impurezas. Se empieza por la flor que debe secarse y pulverizarse, luego hay que aplicarle una de las técnicas ya mencionadas como CO2, BHO, RSO, etc… y sucesivamente hay que descarboxilarla en laboratorio (pasa de la forma ácida CBDa o THCa a la forma activa CBD o THC). Después hay que efectuar un procedimiento llamado purificación, en el que se remueve el THC del líquido color oro y ámbar para que este líquido sea legal en el mercado europeo. Finalmente se aplica la “winterización para limpiarlo hasta que el nivel de ceras, grasas e impurezas ya no sea más detectable. Llegados a este punto, y para que el liquido sea lo bastante fluido como para servir de e-liquid, hay que utilizar un vector como el glicerol. Estos concentrados tienen porcentajes de cannabinoides que oscilan entre el 40% y el 80%, además no llevan substancias químicas dañinas, lo cual hace que sean seguros para la vaporización en el formato de cartuchos de cerámica.

Es necesario evidenciar que añadir al glicerol cristales de CBD puro 99% no vuelve el e-liquid un producto de espectro completo, más bien de espectro individual y es bastante menos eficaz en el tratamiento de todos los tipos de trastorno comparado con los extractos naturales de la planta entera

E-Liquid con altas concentraciones de CBD

Elegir el método de extracción menos caliente permite que el perfil terpénico de la extracción de la planta entera se mantenga integro. Por tanto, para la extracción de espectro completo los métodos del baño en alcohol o el BHO satisfacen mejor tales requisitos que el CO2. El CO2 es un tipo de extracción más comercial que se adapta más para trabajar la biomasa de cáñamo industrial cuyo nivel de terpenos es menor. 

Sea cual fuera el método, el concentrado o el extracto que deseamos producir o consumir, el hecho de que la empresa facilite los análisis es un valor añadido, ya que será posible comprobar que en el material no hay insecticidas, pesticidas o metales pesados, lo que lo hace seguro para el usuario final. El tema de la reglamentación y de las certificaciones será el siguiente punto para tratar: en el futuro los gobiernos localizarán aquellos que producen productos base para el consumo humano y aclararán todos los aspectos legales que aun quedan pendientes en este sector dinámico y en continuo desarrollo.

Fin parte II

Parte I https://dolcevitaonline.es/2019/05/cannabis-y-metodos-de-extraccion-todo-lo-que-hay-que-saber-parte-i/

 


Por Scott Blakey aka Shantibaba. Breeder de Mr.Nice Seedbank. Es uno de los mayores expertos del mundo en genéticas y semillas de cannabis. Padre de algunas de las cepas más famosas del mundo como White Widow y Super Siver Haze.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*