Cannabis, Recetas

Extracto de cannabis, múltiples propiedades terapéuticas

Un buen método para consumir marihuana, aunque no el más común, es el extracto de la planta cruda de cannabis sativa. Las hojas y los cogollos se recogen igual que cualquier otra fruta o verdura, y se las puede trabajar como tales. El consejo es utilizar variedades con THC bajo y con un buen porcentaje de CBD, también es buena opción un cáñamo industrial de calidad. Pero eso ya depende de lo que buscas…

El mejor instrumento para hacer zumos vivos es el extractor, un dispositivo electrónico para la cocina que separa a través del prensado en frio, la parte líquida y jugosa de la fruta, de la parte de fibras.

Utilizar las materias primas sin aumentar su temperatura es fundamental, ya que, como pasa a menudo en la naturaleza, el calor modifica la propiedades químicas y esto puede generar un efecto diferente al esperado.

Además, al eliminar las fibras asumes mayores concentraciones de principios nutritivos como vitaminas, sales minerales y todas las fitocannabinoides y los terpenos naturalmente presentes en la planta. De especial interés son las encimas, que permiten una asimilación más rápida, el CBD con todas sus propiedades y el D9-THCA, que es un cannabinoide ácido no psicoactivo, a diferencia del más famoso D9-THC.

Se trata de una bebida especialmente adecuada para uso terapéutico, un concentrado con propiedades anti-inflamatorias, analgésicas, antieméticas y ansiolíticas. ¡Pruébalo con zanahoria, apio y naranja!

 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*